El nombre de celestina se ha convertido en sinónimo de..?

2Jorge Manrique fue el autor de las ‘Coplas a la muerte de su padre’. Jorge Manrique es un poeta clave en la transición del pensamiento medieval del Siglo XV. Pertenecíó a una famíliá de importantes poetas, entre los que destacan el Marqués de Santillana y Gómez Manrique.

Los elementos innovadores en Jorge Manrique son:


Mayor lirismo

Aligeramiento de las alegorías, citas eruditas y meditaciones téticas


Ausencia de las detalladas explicaciones del lugar y de la fecha del fallecimiento


Lenguaje sencillo y sentencioso. Imágenes concisas, llenas de sugerencias


Elogio del difunto al final de la composición, a través de un crescendo que va de las verdades intemporales a la realidad inmediata, en la que se sitúa el clímax emocional.

La estructura de sus coplas :


Vida terrenal : estrofas I a XIII. Exhortación de la meditación sobre la muerte, la caducidad de la vida y la fugacidad del tiempo.

Vida de la fama : estrofas XIV a XXIV. Ejemplación de lo dicho anteriormente a través de una selección de personajes históricos, unidos por el tópico del ubí sunt.

Vida eterna : estrofas  XXV a XL. Aparece su padre, don Rodrigo del que se traza un retrato moral y una narración de sus principales hazañas, para, finalmente, presentar la escena de la muerte.

La poesía moral de Manrique procura un triple propósito :


Conmover, mediante la expresión del duelo filial


Enseñar la doctrina cristiana de la muerte


Convencer de que la vida y la muerte de Rodrigo Manrique han sido ejemplares y son dignas de una recompensa



3Autoría: El cantar del Mío Cid nos ha llegado a través de una copia en la que podemos leer que Per Abbat lo escribíó en Mayo del 1245 de la era hispánica, que corresponde al año 1207 del calendario actual, esta fecha únicamente correponde al momento de la copia, no de la composición . La autoría del poema como su fecha de composición es un tema complejo. Mientras unos estudiosos defienden la presencia de dos autores en el texto, otros abogan por un solo autor.

Doble autoría :


El primer autor, el Vecino de San Esteban de Gormaz que su versión esta compuesta entre el 1105-1110 atribuía los detalles históricos y predominaba las tiradas cortas y rimas difíciles, finalmente elaboraban el plan general de la obra .

El segundo autor el Vecino de Medinaceli, compuso el poema en 1140, es autor del segundo y tercer cantar, predomina las tiradas largas de rimja fácil y tenía menor presencia de elementos épicos e históricos.

Único autor :La identidad culta, dada su erudición, posibilad de que se tratara de un clérigo que recogíó la tradición oral. Los conocimientos legales que dan importáncia concedida a las cortes frente al duelo como procedimiento jurídico. Y el retraso de la escritura hasta finales del Siglo XII, eso escasa la probalidad de que se escribiese en vida de los infantes de Carrión, las noticias en crónicas de la época y la composición del manuscrito en el 1207.

La estructura:
se divide en Cantar del destierro,Cantar de las bodas y Cantar de las afrenta de Corpes. El poema revela la progresión ascendente del héroe, tanto desde el punto de vista personal como famioliar, lo que justifica la concepción unitaria de la obra.

Diferencias el Cid histórico y el personaje literario, la narración tiene un carácter realista, justificada a la proximidad a los hechos acontecidos a don Rodrigo Díaz de Vivar, caballero castellano al servicio de Sancho II de Castilla. Este caballero, convertido en protagonista del Poema, no pertenece a un relato histórico, hay episodios completamente inventados como de las hijas del Cid con los infantes de Carrión, la afrenta de Corpes, la corte de Toledo, los duelos… La narración entra dentro de los posible. La verosimilitud y el Realismo del poema procede de la caracterización del héroe como un infanzón que logra ascender y obtener riquezas en el campo de batalla.

Estilo: el poema del Mío Cid está formado por versos amétricos que no tienen el mismo número de sílabas, de asonancia monorrima y de estructura bimembre mediante el uso de censura. Estos versos se agrupan en tiradas de número variable de versos llamadas series. También se emplean formas como odredes y verides. También esta la presencia del indefinido en anáforas enumerativas; la utilización del artículo con función deíctica, la secuencias descriptivas alusivas al campo de batalla y lugares. La ornamentación es sobria y la adjetivación escasa.


4-El autor es Gonzalo de Berceo. Esta obra fue escrita hacia el año 1260 y está formada por veinticinco narraciones precedidas de una introducción alegórica.

Su propósito es aproximar el texto a las gentes sencillas. El poeta se presenta en la narración en primera persona como un maestro o predicador dirigíéndose directamente a un público cercano mediante el uso de comparaciones familiares, de refranes y de un vocabulario próximo a sus receptores.

La estructura : el autor enumera figuradamente los diversos modos de alabar a la Virgen, que le ofrecía tradición ,el esquema que desarrolla siempre es el mismo, un pecador que en vida siempre ha manifestado un comportamiento inmoral pero que siempre ha mostrado devoción a la Virgen, es ayudado mediante la intervención de esta.

5El autor es Juan Ruiz


Datación: la primera redacción de la obra debíó ser sobre el 1330 y en 1343, Juan Ruiz debíó de realizar una revisión en la que añadió nuevas composiciones.

Carácterísticas: un autor confiesa su amor a Dios, pero también a las mujeres, actitud frecuentemente documentada entre el clero medieval. Relatan un total de catorce casos amorosos independientes, acompañados de numerosas enseñanzas, composiciones de tipo lírico y abundantes digresiones de tipo didáctico o satírico-paródico-humorístico. La obra se debe entender sujeta a un hilo conductor. El propósito ambiguo de mostrar el recto camino del amor a Dios, pero sin olvidar la errada senda del amor humano.


Estructura:


Un prólogo en prosa que adopta el género de sermón culto aunque mantiene cierto tono paródico.-Una colección de apólogos, fábulas y cuentos que sirven como enseñanza moral y cierre de los episodios.

-Numerosas composiciones religiosas y amorosas en que se emplean la cuaderna vía y otras formas populares. .- Diversos paisajes de tono didáctico o satírico.

-Una paráfrasis del Pamphilus.-El relato alegórico de la batalla de don Carnal y doña Cuaresma. -Un texto que romancesa la Consultatio Sacerdotum de Walter Mapp y confirma la tradición goliardesca de la obra: los sacerdotes se resisten a abandonar a sus queridas.


6-Autoría : aunque podemos señalar que Fernando Rojas es el autor de La Celestina, no podemos confirmar que sea el único autor de la misma.

Género literario: La Celestina se inscribe dentro del género dramático. La obra está pensada para su lectura dramatizada ante un auditorio y no como representación al uso. La Celestina trasciende su modelo dramático para recibir influencias de otros géneros literarios próximos a la narrativa, la novela dialogada.

Temas:


El amor: es un principio que mueve toda la obra, va desde la parodia del amor cortés y la enfermedad amorosa hasta el amor carnal.

Crisis de valores sociales y morales: La Celestina refleja el declive de la sociedad feudal y la constatación de que el dinero es el motor de estos cambios .

La fortuna: arbitraria y hostil como sujeta a los bienes terrenales y la providencia divina en su función medieval


El paso del tiempo y la presencia de la muerte: podemos observar la preocupación por el paso del tiempo y la presencia de la muerte en nuestras vidas. La muerte aparece como castigo al camino emprendido por cada uno de los personajes.

Libertad de la mujer/misoginia : la representación misógina de las mujeres, acerca de la lujuria insaciable de las mujeres. Sin embargo, algunas de las protagonistas de la obra viven con independencia a través de su trabajo, aunque este sea inmoral, la determinación de Melibea de rechazar su matrimonio e incluso decidir el final de su vida.

La magia y la philocaptio: son los causantes del sometimiento de Melibea. La crítica acepta la funcionalidad de la magia en el desarrollo del asunto, insistiendo en la aceptación medieval de los rituales. Se deja al lector que entienda que el demonio es el causante o por el contrario, que la joven se mostraba interesada en Calisto desde el primer momento y que su rechazo inicial fuera propio del juego amoroso.

Los personajes:

Celestina

Es el personaje más complejo de toda la obra. Su codicia se alimenta del dinero obtenido al satisfacer el vicio de quienes acuden a ella. Goza con su oficio al revivir el esplendor de su juventud.

Calisto

Es el galán de la obra. Desde su primera intervención se comporta como un personaje temerario incapaz de asumir el patrón asignado por el amor cortés. Se comporta como un loco enamorado. Desencadena la caída que le dará la muerte, ridícula e impropia de un galán.

Melibea:

es un personaje apasionado que participa activamente en la trama de la obra y muestra gradualmente su voluntad y deseo. El rasgo que nunca cambia en ella es la determinación de su carácter. Su discurso final da cuenta a una amplia formación cultural

Las prostitutas, Elicia y Areúsa


Ilustran el mundo de la prostitución en el reinado de los Reyes Católicos. Elicia vive bajo la protección de La Celestina, realizando el oficio sin preocuparse por aprender otro que le permita sobrevivir en la vejez. Su actitud contrasta con Areúsa, presentada como prostituta encubierta que ejerce en su domicilio particular.

Los criados, Pármeno y Sempronio

Son representantes del declive de la sociedad señorial del Siglo XV. Sempronio se manifiesta siempre infiel, cobarde, atento a sacar provecho de la acción de su amor, representando la figura del sevus fallax. Pármeno inicialmente representa al servus fidelis pues intenta evitar que su amo caiga preso en manos de Celestina, pero posteriormente apoyará a Sempronio y Celestina.

Pleberio y Alisa

Son los padres de Melibea. Denotan el origen plebeyo. Manifiestan una extremada preocupación por los bienes materiales y la transmisión de los mismos, desatentos a lo que ocurre en su casa.

Sentido e interpretación

El paso de una sociedad estamental a una sociedad renacentista con una moderada movilidad social, el paso de una economía agraria y feudal, basada en la noción del trabajo laboral y artístico, a una economía urbana, fundamentada en el dinero como ‘pago de servicios’ y el paso de un sistema que rinde devoción a Dios. La obra asigna  a cada cual el destino al que le conduce sus yerros. Estos no son frutos de la Fortuna, sino de la falta de vigilancia o de continencia antes el deseo lujurioso o el deseo de riquezas.