Introducción a los servicios sociales

la economía occidental tras la Segunda Guerra Mundial disfrutó de un crecimiento históricamente anómalo, especialmente en los países europeos.Motivos:OFERTA:1el aumento de cantidad y calidad de inputs2el dinamismo de la innovación tecnológica;El de la denominada Tercera Revolución Industrial tecnología/transferencia tecnológica entre países mediante:empresas multinacionales; canales oficiales../El contexto de presión de la demanda que acabó impulsando el desarrollo tecnológico,nuevas técnicas.DEMNADA apertura de las economías,expansión excepcional del comercio internacional/Keynesianismo:1Aumento de la presencia estatal en la economía 2Decisión de que el Estado fuese importante promotor del desarrollo(nuevas políticas)3Aumento del gasto público. Así, La expansión del consumo privado por aumento de las rentas. En la Europa de los años 50 surge el modelo de consumo y de mercado de masas para bienes duraderos estandarizados y la expansión del bienestar.//otros motivos;El mantenimiento de una inflación relativamente modesta en condiciones de demanda muy elevada/ El logro de una alta tasa de inversión sostenida, debido a: 1)la estabilidad política nacional e internacional; 2) un tratamiento fiscal favorable, mediante bonificaciones.3) costes de capital bajo//Existencia de instituciones supranacionales más eficaces que en otros períodosfmi//La generalización de un clima social y sindical de consenso y estabilidad// En estas circunstancias, en el ámbito de los agentes sociales y las relaciones laborales1) el definitivo reconocimiento sindical2) al recurso a sistemas de negociación colectiva como medio de fijar las condiciones laborales3) la progresiva separación sindical de la acción política4) una mayor armónía social.//El proceso de “americanización” de Europa, mediante grandes empresas. EEUU como garante de su compromiso por asegurar la estabilidad de Europa//La oferta prácticamente ilimitada de mano de obra proveniente del crecimiento de población activa 



a finales de los años 70, se abría una nueva etapa en la República Popular, encaminada hacia planteamientos más abiertos a cooperación exterior en el terreno tecnológico y comercial, especialmente con Japón y EEUU. Comenzaron a abandonarse entonces los planteamientos tan ideologizados al estilo de Mao Zedong, siendo sustituidos por forma más pragmáticas propias de los nuevos dirigentes. A nivel económico, se desarrolló una nueva estrategia, basada una vez más en el programa de las Cuatro Modernizaciones: agricultura, industria, defensa y ciencia- teconología.Carácterísticas de estas medidas liberalizadoras serían:1La apertura al exterior en cuanto a tecnología y comercio, dando por terminada la autarquía anterior: fue el “Gran Salto hacia Afuera”. Tuvo lugar, asimismo, una política de atracción de capitales extranjeros e incluso de autorización de instalación de bancos extranjeros en China;El aumento del consumo interno/La preferencia otorgada por fin a la industria ligera sobre la pesada/El desarrollo de un tipo de empresas de carácter mixto/creación de incentivos a la iniciativa privada/ búsqueda de una mayor eficacia en la asignación de recursos, en función del mercado, compaginándose el papel del Estado con la iniciativa individual. Estas medidas liberalizadoras no afectaron a toda la geografía del país.
De momento serían solamente las denominadas ZEE (Zonas Económicas Especiales), las beneficiadas por esta política económica aperturista. Estas zonas serían: Shenzhen, Shantou, Zhuai y Xiamen, auténticos enclaves del capitalismo en el país, a modo de centros experimentales. Con todo ello, no obstante, se iban a ampliar las diferencias entre la zona costera -donde se ubicaban las ZEE- y el interior del país, más deprimido.

Desde una óptica política, además, las medidas liberalizadoras todavía tendrían que esperar. El déficit democrático continuaría siendo evidente aún a comienzos del Siglo XXI, manteniéndose como única opción política el Partido Comunista Chino. Precisamente en esta dualidad materializada entre, por un lado, la apertura económica ya desarrollada en el país y, por otro, la falta de pluralismo político existente, tiene su explicación el peculiar concepto de socialismo de mercado chino.


mediante políticas de reconversión industrial y de reindustrialización, el fomento de sectores tecnológicos punta, que tratasen de generar las rentas y el empleo anteriormente creado por las industrias tradicionales ahora en evidente decadencia. Respecto a los resultados de estas políticas, por lo general, durante la segunda mitad de los años 80 tendrían cierto éxito, dando lugar a una coyuntura favorable en Occidente, tal y como pondría de manifiesto en una serie de macromagnitudes: descenso de la tasa de inflación, reducción del déficit, recuperación de la tasa de inversión, vuelta a los beneficios empresariales,aumento de la producción industrial, aumento delcomercio exterior. Sin embargo, hay que concluir que no se súperó totalmente la crisis en Occidente, pues en el ámbito del desempleo los resultados serían muchísimo menos espectaculares. Se redujo el desempleo pero no se llegó a las reducidas tasas de paro de las décadas de los años 60. Por ello, a comienzos de los 90, surgieron formas novedosas y flexibles -aunque frustrantes- de creación de empleo, a menudo contestadas por los sindicatos, tales como el contrato a tiempo parcial, el contrato de aprendizaje, o la reducción de la jornada laboral. En definitiva, el mercado de trabajo continuaría siendo la gran asignatura pendiente de las economías occidentales en los años 90. Además, la aplicación de políticas neoliberales y de reducción del gasto público conllevaría con frecuencia una nueva redifinición y una polémica en torno al denominado Estado del Bienestar. Durante los años 80 y comienzos de los 90, la posibilidad de un desmantelamiento del Estado de Bienestar, en mayor o menor grado, constituiría un aspecto ampliamente debatido. En el centro de todo ello se encontraba el mantenimiento o no de las prestaciones sociales en la cuantía acostumbrada.

Factores que incidían en la posibilidad de una profunda reforma del sistema de protección social eran, por ejemplo, los recortes del gasto público en el marco de políticas presupuestarias restrictivas; la reconsideración de las funciones asistenciales del sector público; el aumento de la población inactiva beneficiaria –parados o jubilados–; y el descenso de los cotizantes. Se abría el debate sobre el futuro del Estado del bienestar y sobre la conveniencia de acercarse a un sistema de previsión social voluntaria, complementario del establecido por el sector público.


Los hechos que reflejan la creciente interdependencia entre los países del mundo y que determinan la globalización son los siguientes:1El Consenso de Washington:En Noviembre de 1989 el economista estadounidense John Williansom elaboró un documento,para una conferencia del “Institute for International Economics” del que era miembro.Conténía una lista de diez políticas que consideraba más o menos aceptadas por los grupos económicos con sede en Washington (Gobierno de EEUU, FMI, Banco Mundial), que constituían el programa económico que los países latinoamericanos debían aplicar para impulsar su crecimiento. Lo cierto es que durante los años 90 los organismos financieros internacionales recomendaron dichas políticas a todos los países que necesitasen fortalecer sus economías. Para algunos representan los puntos claves de la globalización, pero no son lo mismo. Las diez políticas:2La creación en 1995 de la OMC;Superando el GATT, la OMC integra a la mayoría de los países del FMI y del BM como Estados miembros y al resto como asociados. Impulsa la liberalización de mercancías, servicios e ideas, teniendo presente la necesaria ayuda a los países más necesitados. El papel que han jugado estos organismos en los 90 los convierten para muchos en los impulsores de la globalización.3Crisis económicas:La velocidad y libertad alcanzada por los capitales para entrar y salir de países y empresas está asociada a una serie de crisis económico-financieras locales de impacto global. Se trata de crisis iniciadas en un país por razones principalmente locales pero que, por la interdependencia de los mercados, se expanden a otros países y en ocasiones de modo global.Durante la década de los 90 las crisis que se expandieron por el mundo.4La profundización en los procesos de integración económica:Durante la década de los años 90 muchos procesos de cooperación e integración económica fueron impulsados notablemente. Así la Comunidad Europea pasó a convertirse en la Uníón Europea, el Pacto Andino en Comunidad Andina, y la ASEAN renovó sus objetivos.5Ingreso de China en la OMC en 2001;China avanzó durante los 90 en el desarrollo de su “socialismo de mercado”. Junto a un sistema político comunista ha estructurado un sistema económico capitalista, lo que le posibilitó ingresar en la OMC en 2001. De este modo, el país más poblado del mundo, 5ªeconomía mundial y la de mayor crecimiento en los últimos 30 años, se incorporó plenamente al mercado mundial. Habría que incluir también la entrada en la OMC de Rusia en 2012, país que había sido bastante reacio a ingresar en la organización y que había criticado sus decisiones y normas en numerosas ocasiones. 6))


causas crisisHacia 1973-74 cesa la edad de oro de la economía mundial. Se inicia entonces la crisis, deteniéndose el proceso de crecimiento. Causas de la crisis: 1Cargas del sistema.Como consecuencia del propio crecimiento del Estado de bienestar (políticas distributivas y de pleno empleo, programas sociales, suministro de una amplia gama de bienes y servicios en educación, vivienda, etc). Hasta entonces había resultado posible sostener este sistema gracias a las ganancias de productividad (tecnología, especialización, etc.), dado que posibilitaban un excedente para sufragar estos programas de asistencia social.2Ruptura del consenso en las relaciones laborales a partir de 1968. Conflictividad social, laboral y política.3Crecimiento salarial, entre 1968 y 1973. Esto provocóMayor capacidad de consumo de la población, que presiónó al alza los precios, por aumento de la demanda de consumoyCaída de los excedentes empresariales, lo que acabaría provocando descenso en la tasa de inversión empresarial desde finales de los 60.4Subida del precio de las materias primas desde finales de los 60 y comienzo de los 70. Hasta entonces (décadas 50 y 60) el combustible y la energía fueron baratos. Ahora el encarecimiento de las materias primas provocaría una erosión de la renta de los países productores de manufacturas. Tuvo lugar, por tanto, un flujo de renta de los países industrializados a los productores de materias primas.5Cambios en la política monetaria.Tras 1968-69 comenzaron a incrementarse los tipos de interés. Esto supuso el final de una era de dinero barato En un año llegaron a doblarse los tipos de interés. Con ello se encarecíó la financiación para empresas y consumidores.6Quiebra del sistema de Bretton Woods. Se inició en 1971, cuando Nixon decidíó la suspensión de la convertibilidad del dólar, sacando la moneda reserva del propio sistema y dejándola flotar en los mercados. Esto supuso un duro golpe para la economía mundial, dado que el dólar se devaluó,Se generó una gran incertidumbre, al tratarse no simplemente de una devaluación sino de una salida del dólar del sistema.7Competencia ejercida por las industrias básicas Se basaban en tecnología media o baja desarrolladas en algunos países del llamado Tercer Mundo, que especialmente acabarían perjudicando a la industria europea y norteamericana más tradicional, como eran el sector textil, el siderometalúrgico, la construcción naval o la minería.Se trataba de países de nueva industrialización, con amplia y dócil mano de obra, con evidentes ventajas fiscales, con una escasa regulación laboral -dumping social- y ecológica -dumping ecológico- que penetraban fácilmente en los circuitos comerciales occidentales.



1los problemas del subdesarrolloUno de los principales objetivos de la cooperación de los Estados y por la que crearon las Naciones Unidas, ha sido el fomento de la atención a los países más necesitados. Multitud de acciones y programas de las Naciones Unidas han tratado de reducir la pobreza a buena parte de la población mundial, para lo que se ha impulsado el desarrollo de los países que se encuentran en una situación de retraso económico, social y político.La actividad de la Organización en esta materia facilitó que muchos de los países receptores de las ayudas fuesen mejorando su situación en los años setenta y comienzos de los ochenta. Sin embargo, la realidad está demostrando que los países subdesarrollados más pobres han ralentizado su crecimiento, llegando en ocasiones a encontrarse actualmente en una peor situación que hace diez o quince años: más de cincuenta países son más pobres en el comienzo del Siglo XXI que en 1990.La reducción de la ayuda pública proveniente de los países más desarrollados y, el uso incorrecto de la misma por parte de algunas de las administraciones receptoras por cuanto que no se destina a los objetivos concretos para los que es entregada.El SIDA ha matado a más de veinte millones de seres humanos y son cuarenta los millones de infectados.La Organización para la Agricultura y la Alimentación (FAO) dijo que seis millones de niños mueren cada año por el hambre y la desnutrición.2El consumismoA pesar de que la riqueza mundial ha crecido, está peor distribuida a lo largo del planeta, así como en el interior de los países ricos, de modo que más de mil millones de personas viven por debajo del umbral de la pobreza.3Consecuencias del cambio climático;si la sociedad humana avanza hacia el futuro sin tomar medidas para contener la emisión de los gases de efecto invernadero, puede suponer al mundo un coste económico superior al que supuso la Segunda Guerra Mundial. Si no se actúa de manera urgente, las consecuencias serán catastróficas: habrá muchos más pobres en Asía y en África; ciudades como Nueva York y Londres tendrán que protegerse ante la subida del nivel del mar.4Ámbito comercial:El retroceso de los países más necesitados se aprecia claramente en el ámbito comercial. Resulta contradictorio que mientras se impone la globalización la mayor parte de los países africanos han visto reducida su capacidad exportadora a niveles de hace quince años. Para hacer frente a esta situación e impulsar el crecimiento de los países citados es necesario el establecimiento a nivel mundial de un sistema comercial y financiero multilateral caracterizado por la apertura, la equidad, la no discriminación y la existencia de un conjunto normativo justo. Al mismo tiempo, es fundamental reducir los obstáculos a que se enfrentan los países subdesarrollados para movilizar los recursos necesarios para financiar su desarrollo.